6 sept. 2013

Publicadas las nuevas FAQ (junio 2013)


Aunque hace ya un mes de esta noticia, creo que es necesario escribir una entrada en el blog que aborde los cambios que se han producido en el juego. En estas FAQ se han tocado tres cartas cuyo uso estaba demasiado generalizado y cuya potencia, sobre todo combinadas las tres, llegaba a ser muy elevada. Estas tres cartas son Hand of Bim-Shalla, Temple of light y Battle fury.



-Hand of Bim-Shalla. Esta carta es la más versátil del juego. Cada uno de estos templos puede sumar un dado de ataque, o bien un punto de armadura o bien curar un punto de vida, lo que necesites en cada momento. Todo ello con la ventaja que supone una conjuración de nivel 1 (inmune a Dispel, no dependiente de una sola criatura, etc.) y con un coste tan reducido, por lo que si es destruida basta invocar una nueva copia. El problema aparece cuando se acumulan varios de estos templos en mesa. Dado que se trata de un hechizo de nivel 1 se pueden llevar hasta seis copias en el libro a un coste no demasiado elevado y dar unos bonus de ataque demasiado potentes. Para reducir drásticamente su poder, se ha tomado la sabia decisión de convertirlo en único. De esta forma, un jugador sólo puede tener una Hand of Bim-Shalla en el tablero en un momento dado, conservando su grandísima versatilidad pero evitando la acumulación de bonus.

-Temple of light. En mi opinión esta carta se imprimió con la idea de dar a la sacerdotisa una herramienta con la que combatir la agresión rápida. Y cumplía esta función perfectamente. Demasiado bien, incluso. El problema de esta carta es que su disparo es gratuito, tanto en maná como en acciones. Además, el hecho de que su disparo sea más poderoso según el número de templos que haya en el tablero, unido a la potencia de tener varias Hand of Bim-Shalla, la convertía en una verdadera tortura para el rival. Hasta tal punto llegaba a ser poderosa que también se dejaba ver en los mazos agresivos para asfixiar al rival con un ataque adicional que ignora guardias y no sufre de mareo de invocación, contraviniendo su intención original de dar un respiro a las estrategias más lentas. En este caso, la solución ha sido modificar completamente su texto. Para disparar hay que pagar X puntos de maná, donde X es el número de dados que se desee tirar (mínimo 1, máximo el número de templos). De esta forma, su poder ha quedado tremendamente reducido, quizá de forma excesiva.

-Battle fury. Esta carta proporcionaba un segundo ataque a una criatura en una secuencia completamente independiente del primero, a diferencia del ataque adicional proporcionado por el rasgo Doublestrike. Por tanto, los bonus de ataque se aplicaban en el ataque otorgado por Battle fury. Este hecho, unido a la proliferación de las Hand of Bim-Shalla y otras cartas que incrementan el número de dados de ataque (Bear strength es la más utilizada), convertía Battle fury en un perfecto finalizador de partidas y una carta que aparecía por duplicado en todos o casi todos los libros. En este caso, la modificación del texto hace que el segundo ataque no sea independiente del primero, es decir, se podría pensar que Battle fury proporciona el rasgo Doublestrike a la criatura, por lo que los bonus de ataque sólo funcionan en el primer ataque. De esta forma, su utilidad se reduce a ataques de por sí poderosos (Steelclaw grizzly, Adramelech) o con efectos adicionales.

Éstas son las nuevas versiones de las cartas

No hay comentarios:

Publicar un comentario